Protección solar para niños en invierno: cuida su piel en todo momento

Muchas personas piensan que solo es necesario utilizar protección solar durante el verano, cuando estamos en la piscina o en la playa, pero ¿sabías que el sol durante el invierno puede ser tan peligroso para nuestra piel como el sol de los meses estivales? Es un hecho que no está de más recordar, en esta época del año y, sobre todo, cuando estamos hablando de la delicada piel de nuestros hijos.

En el artículo de hoy vamos a analizar todo lo que debemos tener en cuenta sobre la protección solar para niños en invierno. ¡Comenzamos!

Proteger la piel de los niños de la radiación solar

El cielo de color gris y lleno de nubes, un frío que pela o días en los que la lluvia parece no darnos tregua… Sí, es lo que tiene el invierno y, lo cierto, es que en esas situaciones es fácil relajarse con las medidas de protección solar.

Durante el verano, con el sol y el calor tan presentes, tenemos más consciencia de sus efectos y peligros. Las familias no dudan en embadurnar bien a sus peques en crema solar antes de ir a la playa o a la piscina. Sin embargo, cuando llega el otoño y el invierno ya no lo vemos de forma tan clara, pero el sol sigue ahí y es algo que no debemos olvidar, por el bien de nuestra salud y la salud de los que más queremos.

Es innegable que la radiación solar tiene beneficios para nuestra salud. La luz solar resulta imprescindible para ayudarnos a sintetizar la vitamina D, tan necesaria para la absorción del calcio por los huesos y para el buen funcionamiento de nuestro organismo.

manos echando crema solar

El éxito estará en saber encontrar el equilibrio, para poder disfrutar de todo lo bueno que el sol nos ofrece pero protegiéndonos de los efectos perjudiciales de la radiación solar.

¿Cómo lograrlo? Es muy sencillo, solo debemos incorporar a nuestra rutina diaria y a la de nuestros hijos una buena crema de fotoprotección. Encontrar un lugar de confianza donde comprar tus productos solares para niños te ayudará a cuidar y proteger su piel durante todo el año.

3 motivos para no olvidar la protección solar en los niños durante el invierno

Proteger y cuidar la piel de los niños desde su nacimiento es de vital importancia. Solo así podremos evitar enfermedades y problemas de salud en el futuro. Y ya sabemos todos los que somos madres y padres que no existe nada más importante que la salud y el bienestar de nuestros hijos, ¿verdad?

1. Los rayos ultravioleta traspasan las nubes

Vale, puede que las nubes no nos dejen ver el sol, pero él está ahí. La radiación ultravioleta, que es la responsable de la aparición de manchas, del envejecimiento prematuro y del cáncer de piel, es capaz de atravesar hasta las nubes más densas y de llegar hasta nuestra piel, también en invierno.

2. ¡Cuidado con la nieve!

Ahora que se acerca la Navidad pocas escenas existen más bucólicas que un paisaje nevado. Disfrutar de la nieve, la montaña y los deportes de invierno son opciones que eligen muchas familias para disfrutar de estos meses invernales.

No está de más recordar que la radiación ultravioleta se incrementa en un 3% por cada 300 metros que nos elevamos sobre el nivel del mar. Es por ello que en nuestra visitas a la montaña debemos extremar las precauciones con respecto a la protección solar para niños y adultos.

Y esto cobra aún una mayor importancia en presencia de nieve. Ese bonito manto blanco de la nieve es capaz de reflejar hasta el 80% de la radiación solar, de modo que nos encontraríamos expuestos a una doble radiación: la que nos llega desde el sol directamente a nuestra piel y la que la nieve refleja hacia arriba desde el suelo.

Recordad, si vais a disfrutar con los peques de un día en la nieve, practicando esquí, haciendo muñecos o, simplemente jugando con un trineo, no olvidéis proteger de manera adecuada su piel, preferiblemente fotoprotectores para pieles sensibles.

3. La piel de los niños es más sensible a la radiación solar

Los niños son especialmente vulnerables a los efectos perjudiciales del sol. Su piel es aún inmadura y muy delicada. Si esto aún te parece poco motivo, piensa esto: son muchos los estudios que han relacionado las quemaduras solares en la infancia con una mayor incidencia de cáncer de piel en la vida adulta.

Ya sabéis, ¡no olvidéis la protección solar para niños también durante estos meses!

Deja un comentario

Vas a dejar algunos datos para poder comentar, así que según la ley RPGD te doy los detalles del guardado de tus datos:

  • Responsable: Maria Mesa
  • Finalidad: para que puedas aportar tu comentario (gracias) y en caso de que marques la casilla de suscripción, enviarte por mail mis últimos post.
  • Legitimación: tu consentimiento
  • Destinatarios: tus datos son almacenados en los servidores de Webempresa, cumplidores de la ley RPGD y con servidores en España
  • Derechos: puedes acceder, modificar, limitar o eliminar tus datos cuando quieras